miércoles, 13 de enero de 2016

devocional biblico ser solidario

Aprendiendo a compartir



Lo que nos enseña Dios en el libro de los Hebreos, de hacer bien y de la ayuda mutua no os olvideis, porque de tales sacrificios se agrada Dios (hebreos 13:16).


un integrante de una organizacion benefica conto sobre una mujer que viajo a un pais distante a visitar al niño a quien sostenia financieramente decidio llevar a ese niño, que vivia en la indigencia a comer a un restaurante.


el pequeño pidio una hamburguesa y la mujer una ensalada, cuando llego la comida, el chico que jamas habia tenido un almuerzo asi en toda su vida, observo la escena, miro su enorme hamburguesa y la pequeña ensalada de su nueva amiga, despues corto la hamburguesa por la mitad se la ofrecio a la mujer, se froto la panza y pregunto: ¿ hambre ?.


un niño que casi no habia tenido nunca nada estuvo dispuesto a compartir la mitad de lo que ahora tenia con alguien que penso que podia necesitar mas, podemos recordar a este niño cuando nos encontremos con alguien con necesidades fisicas, emocionales o espirituales; como seguidores de Cristo, nuestra fe en el deberia reflejarse en nuestras acciones (santiago 2:17).


todos los dias encontramos personas necesitadas, algunas en diferentes partes del mundo, otras a la vuelta de la esquina, algunas con necesidad de una palabra amable, que gran diferencia podemos marcar los seguidores de Cristo, haciendo el bien y compartiendo.






mini mensajes de vida y motivacion